Cuando camino hacia ninguna parte para encontrarte el norte

IMG_20150819_160029Hoy mis pisadas resuenan en tus oídos como ese galope despistado que no sabe dónde caerse muerto y que cuando decide caer y morir, no se deja incinerar. Me preparo para naufragar en esa delgada línea de sal que delimita tu mirada y siento los dedos de mis pies mojados con gotas de tu incomprensión, empapados de razones que han echado a volar sin más explicaciones que un triste y estéril “te quiero” y unas alas reparadas que encontré de saldo. Así se han quedado, tan húmedos como tú en esas noches en las que mis manos juegan a penetrarte la vida sin preliminares. Tan burdeos como tu sangre haciendo maratón por cada una de mis venas. Tan decididos que parece que van pisando cielo mientras escupen verdades anticipadas que no necesito comprar.

A veces te propones cruzar los semáforos en rojo sólo porque el verde te recuerda el color de sus ojos. A veces pisas, sin querer, con el derecho porque te piensas que la vida es más bonita si tus uñas se ensucian del lado contrario a tu lugar en la cama. A veces camino hacia ninguna parte porque creo que es el camino exacto para no perderse. Unas veces te encuentro el norte… otras me extravío en tu sur pero, ahora, ya es hora de volver a casa.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s